Guías

Buenos hábitos de seguridad.

Para protegernos usamos el cinturón de seguridad en el coche, cerramos la puerta con llave al salir de casa, miramos a ambos lados de la calle antes de cruzar… Son actos que están metidos dentro de nosotros y se han convertido en hábitos.

En esta guía te enseñamos los buenos hábitos para proteger y reducir los “daños” que tú información pueda sufrir.

Las Contraseñas.

Una contraseña poco cuidada puede llevarnos al desastre.

Las contraseñas que, en principio están ahí para proteger cosas importantes de nuestro trabajo o vida privada merecen mas atención de la que les dispensamos habitualmente.

El WiFi en dispositivos móviles.

 Las conexiones WiFi “gratis” pueden costarnos mucho.

Los accesos mediante redes que son gratis o públicas (sin protección), pueden dejar nuestra información privada a la vista de los fisgones (sniffers), con lo cual se lo ponemos muy fácil.

Encriptar el móvil para no tener un agujero negro

En nuestros dispositivos móviles llevamos mucha información sensible que en malas manos nos puede hacer un buen agujero.

¿Qué ocurre si nuestro móvil no está encriptado? ¿Cómo lo podemos prevenir?